Musicoterapia en Salud Mental​

Los trastornos psiquiátricos se distinguen según diferentes aspectos disfuncionales observados en cada paciente. Entre las sintomatologías frecuentes destacan el aislamiento social,  agresividad, euforia, depresión, orientación a la realidad empobrecida, labilidad emocional, comportamientos erráticos, … La musicoterapia utiliza las experiencias con la música para ayudar a los pacientes con trastornos mentales graves a establecer relaciones y abordar los problemas que no podrían tratar solo con palabras.

En el contexto terapéutico, el paciente crea y fortalece vínculos sociales con otras personas y genera un sentimiento de pertenencia al grupo de individuos que tienen algo en común.  En la intervención pueden potenciarse habilidades comunicativas, apoyo y afecto hacia los demás, augurando la convivencia satisfactoria. La socialización favorece el reconocimiento de valores entre los componentes del grupo, así como promueve un aumento en la participación. La experiencia terapéutica musical recupera el sentimiento de utilidad de la persona y afianza sus expectativas de futuro.