Hola!

Me llamo Álex, nací en Zaragoza, desde pequeño comencé a sentir curiosidad por la música y también por el efecto que causa sobre las personas. Aprendí a expresarme tocando instrumentos como la batería, la guitarra, la voz… que me han permitido conocer gente muy sensible con la inquietud de crear puentes de conexión en la sociedad. Tras mi cambio de residencia a Catalunya, estudié la carrera de Psicología, que estudia el comportamiento humano y su relación con las emociones, con el objetivo de ayudar a la gente a recobrar o desarrollar una vida normal y, de alguna manera, colaborar en el desarrollo social. Después de unos años de trabajar como psicólogo sentí que, con los recursos de los que disponía, no era capaz de atender las necesidades de los usuarios como yo quisiera. La terapia verbal no era suficiente, así que acudí al poder sanador de la música y decidí estudiar el máster de musicoterapia, a través del cual conocí a compañeros musicoterapeutas y referentes de la profesión, que me enseñan diariamente cómo acceder a las personas mediante la vivencia musical y cómo es posible facilitar el desarrollo de las capacidades que todas las personas poseemos en nuestro interior. Desde entonces no paro de descubrir cómo la música, con su condición artística, y siendo utilizada con fundamento, es capaz de acceder a cualquier colectivo, generando cambios a nivel afectivo, social, cognitivo, físico y espiritual. Nuestro gran reto en estos momentos se centra en demostrar al mundo la eficacia de la musicoterapia y los beneficios científicos de la música y, para ello, resulta esperanzador saber que nuestra profesión, cada vez más, está ganándose la confianza a nivel institucional, formando parte de equipos de trabajo multidisciplinar en los ámbitos sanitario, educacional y social.